Harry Potter y la piedra filosofal

Harry Potter” es un niño inglés, huérfano, que vive con unos antipáticos parientes que lo maltratan, haciéndole sentirse triste y solo. Sin embargo, la llegada de una carta marca un cambio, y Harry descubre que sus padres fueron unos magos muy poderosos y que él debe ir interno a un colegio de magia. La obra narra el primer curso de Harry en el internado, donde ya percibe la influencia del malvado mago que acabó con la vida de sus padres.

Escrita como un relato de aventuras, esta novela mezcla fantasía, realidad y humor para reflejar las dificultades de un niño tímido e inteligente para adaptarse a sus compañeros de clase y los esfuerzos que realiza para superarlas. La acción, variada y ágil, resulta entretenida, y su desarrollo cobra rasgos insólitos gracias al hecho de que profesores y alumnos tienen capacidad para hacer encantamientos. El colegio de Harry aparece así como el más divertido posible, incluso a pesar de los malos momentos por los que éste atraviesa, y cuando el curso termina, y con él la novela, el lector queda a la espera de nuevas historias, hecho que quizá haya sido provocado por la autora, J. K. Rowling. Viejas leyendas tradicionales y reflejos de la realidad se unen en estas páginas entretenidas, bien escritas y muy estimulantes para la imaginación.

© Reseñas bibliográficas Fundación Troa.

Deja un comentario